November (doesn't) rain


*Sugerencia auditiva para la lectura



Llovía, llovía, llovía. Gotas gordas y felices, sin parar, una tras otras, desde el cielo al suelo. Te ibas a la cama y el golpeteo de la lluvia contra el cristal te acunaba hasta dormir. Velaba tu indiferente sueño. ¿Con qué soñabas? Con cosas de críos, qué si no. Antes de despertar, en ese instante irreal en el que el mundo se estaba aún creado, el drop drop drop permanecía constante. Dani, venga que ya es la hora. Eran días de paraguas y abrigo impermeable, de botas de agua de goma azul y ribete amarillo. El olor aún reciente de las tostadas competía con el de la tierra mojada, el calor aún confortable del colacao con la fría humedad de noviembre. De camino al colegio la integridad de las botas era probada en cada charco, bajo el continuo solo de paraguas. Luego en clase la maestra hablaba, hablaba, hablaba, mientras las gotas caían, caían, caían, detrás del cristal de la ventana donde se formaban pequeños ríos efímeros de caminos inescrutables. Más allá el patio era una taza fría de chocolate caliente, tal vez dejara de llover a la hora del recreo. ¿Qué ha dicho la señorita..? Pero no dejaba de llover. Mira, copia esto… ¿En qué pensabas? En cosas de críos, qué si no. Silencio ahí detrás…

Llovía, llovía, llovía. Fino empapabobos, sin molestar, como quien no quiere la cosa, persistente en la, todavía, noche. El paso rápido, el plumas a medio abrochar, la carpeta funambulista se busca la vida para no caer mientras te ocupas de la mochila engreída que se cree demasiado buena para tu hombro. Tarde, como siempre, llegas tarde. El autobús está a punto de salir. Ya estamos todos. Aunque a veces hay quien llega más tarde que tú. Los asientos están ya ocupados. Antes de avanzar por el pasillo estrecho invocas una pequeña plegaria, aún sabiendo que no servirá de nada. Siéntate aquí, que hoy voy sola. Y ya da igual el sueño, la noche, el frío, la lluvia de noviembre... When I look into your eyes... Pensabas, tal vez debiste decirlo. Pero no decías nada y al terminar el viaje salía el sol, y a veces dejaba de llover. Hasta luego…

Llovía, llovía, llovía. Punzantes gotas alargadas por el viento increpaban a los viajeros que entraban a las dársenas desde la calle. Tú esperabas ausente, hacía ya mucho tiempo que te habías ido. Te sorprendiste pensando en el destino, sin saber que él también pensaba en ti. Hola, ¿qué haces aquí? No era imposible, tampoco improbable, pero nunca dejó de sorprenderte la casualidad de aquellos encuentros. Sabes, el otro día me acordé de ti, te acuerdas de… Y, como con las viejas postillas de los aterrizajes de emergencia sin pedales, no puedes evitar quitar la dura costra y revivir las sensaciones de aquel instante suspendido en el aire que luego produjo la herida, provocada por tu propia falta de pericia. Creo que tu autobús se va... Que por mucho tiempo que pase seguirá siendo poca para enfrentarte a esa rampa. Nos vemos… Os vísteis.

Ya no llueve. No hay tostadas, ni colacao caliente. No hay desayuno, simplemente. Las gotas que golpean el mundo mientras se carga son las de la ducha contra la cortina del baño, que ya necesita un repaso. Me acuerdo de ti y sonrío. Nothing last forerever… Ni hay cuerpo que lo aguante. Y este cuerpo tiene sueño (que no se puede salir entre semana). …al menos nos lo pasamos bien (Tú no la conoces, ya te hablaré de ella). Este noviembre ya no llueve, y por mucho que te empeñes you are not the only one, you are not the only one.




Acercade mi y otras farsas

Acerca de mí y otras farsas
Relatario 2009

ISBN: 978-84-9981-005-8

Tormenta y otros fantasmas

Tormenta y otros fantasmas
Relatario 2008

ISBN: 978-84-9916-198-3

Curvas y otras fatalidades

Curvas y otras fatalidades
Relatario 2007.

ISBN: 978-84-92662-13-5.

Aviso legal

A los efectos de cumplir los requisitos de información indicados por la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información, se incluyen los siguientes datos:
* Nombre: Daniel Hermosel Murcia
* Contacto:danielhermu@hotmail.com.
Se avisa que, según la LSSI (Art. 16) cualquier solicitud de retirada de contenidos habrá de ser ordenada por la autoridad judicial competente. Sólo se admitirá conocimiento efectivo de una solicitud tras la recepción de la orden judicial correspondiente. No se atenderán, con carácter general, peticiones de retirada de contenidos hechos a título individual, si bien se considerarán peticiones de modificación si están debidamente justificadas. Ningún cambio, retirada o modificación de información habrá de ser interpretado como asunción de culpabilidad, explícita o implícita. El contenido del blog yaqe.blogspot.com se considera protegidos por los derechos de libertad de expresión e información, tal como recoge el Artículo 20 de la Constitución. Los comentarios vertidos en ellos serán responsabilidad única de quienes los escriban. El administrador de esta web declina cualquier responsabilidad a tal efecto. La capacidad técnica a disposición del administrador en cuanto a la posibilidad de modificar o eliminar comentarios no debe en ningún caso entenderse como aceptación, aprobación o respaldo de tales comentarios. Así mismo los contenidos de los blogs y enlaces son responsabilidad de sus creadores y su enlace no debe en ningún caso entenderse como aceptación, aprobación o respaldo a tales contenidos. No se guardarán datos personales de las personas que contacten conmigo por email u otros medios, salvo los datos de contacto (número de teléfono, dirección e-mail), que no serán cedidos a terceros bajo ninguna circunstancia. Si desea usted oponerse a tal tratamiento, basta con que lo indique en su mensaje, o bien con posterioridad en la dirección de contacto aportada. Además los comentarios, al hacerse públicos, se ceden gratuitamente al propietario del blog que podrá reproducirlos en cualquier medio, total o parcialmente, mencionando al autor de los mismos (pseudónimo utilizado) salvo que se indique lo contrario de forma explícita en el mismo comentario o posteriormente vía correo electrónico. Daniel Hermosel Murcia. 2008 - ...